14 noviembre 2010

MI CABALLERO .. MI SEÑOR


El castillo de Peñíscola es una fortaleza cuadrada situada en la peña que domina la ciudad y penetra en el mar. En ella fijó su residencia el Papa Benedicto XIII, denominado también como Papa Luna (el único que residió allí). Este emplazamiento construido entre los años 1294 al 1307, en tan solo 12 años, algo que solo era posible por quienes poseían poder y recursos, no siendo otros que los caballeros Templarios.



El amor por la historia, por lo que aconteció en la antigüedad, por las proezas de emblemáticos personajes, sus vidas, sus muertes.
Sus lugares de residencia, sus conquistas, sus creencias, su sufrir, sus amores, sus aventuras y desventuras.
Los protagonistas no tienen porque ser personas.
Cuando las piedras nos hablan, tienen voz propia y nos cuentan una historia, muchas veces paralela a la que esta escrita.
Persisten en su empeño por resistir el paso del tiempo, con más o menos acierto pero ahí están, dándolo todo para no perecer y desaparecer, luchando contra ese enemigo sin cara .. el tiempo.

HISTORIAS MEDIEVALES

En estos lares tengo a un amigo, amante de esa historia, la que nos ha precedido, como tantos nos la acerca, pero este nos la trae con su especial querer y buen gusto.
Impregnado de su historia, de sus maneras, amante del proceder de esos tiempos, en sus atenciones, su lenguaje, sus buenas maneras, nos traslada a cientos de años atrás en el tiempo.
Galante, gentil, atento, cariñoso, nos va relatando. La historia templaria en auge a partir de los años 1100, hasta su "supuesto" fin el año 1314, en que el Gran Maestre Jacques Molay y sus 138 compañeros fueron conducidos a la hoguera.
Algo que personalmente dudo, es el que hayan desaparecido del todo los templarios, su tesoro nunca fue encontrado. Sus bienes, propiedades, fueron confiscados de inmediato bajo la orden del Papa Clemente V, pero ¿quien me asegura que no sigue la estirpe en la clandestinidad?.
Hoy en día aún restan vestigios de dichos emplazamientos, algunos en perfecto estado de conservación (como el de arriba mencionado), otros por desgracia en un deplorable estado, pero reste mucho o reste poco, esas piedras claman al cielo. Nos gritan para que no sean olvidadas, para que tantas muertes inocentes no queden en el olvido, no solo la de gallardos e intrépidos caballeros, sino la de tantos que profesaban sus mismas creencias.


CABALLERO MEDIEVAL

Gracias mi señor para acercarnos dicha historia,
por ser tan caballeroso y atento con los visitantes en sus dominios,
por tener a las damas en tan gran estima,
por el coraje y por su dedicación a la causa.

Las grandes gestas nunca van a olvidarse,
pues caballeros como vos no lo van a permitir,
siempre fiel a su insignia,
al estandarte que representa.

Todo ello va a perdurar en el tiempo,
para escarnio de algunos,
y para gloria de otros,
para que nadie haya muerto en vano.

Sabed que en mi tendréis una fiel seguidora,
pues esta historia me atrae en sobre manera,
como testimonio de ello, mi particular biblioteca,
donde se reúnen más de un centenar de ejemplares.

Obtened de mi, mi total aprobación
como caballero del medievo.
Gracias por vuestras atenciones hacia mi persona,
siempre seréis bien recibido en mi morada.


(KANET)



LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...