REGALO PARA EL BLOG DE PARTE DE **MAS RIMAS DEL ALMA** Sé que existe un jardín de mariposas escondido en algún lugar del cielo, donde se enciende y brilla como el hielo el sentimiento azul de azules rosas. Letras azules, tímidas, nerviosas, listas para dejar al fin el suelo y volar como siempre fue su anhelo rompiendo timideces silenciosas. Los sentimientos son el amuleto donde discurre intensa melodía y en sus alas, el aire va sujeto. Baten sus alas cuando nace el día, mariposas que dais vida al soneto que escribe sentimiento en poesía. **GRACIAS JUANJO**

26 julio 2012

Anoche

La noche se vistió de luz y amor
y borró las miradas indiscretas.
Nos amamos soñando las recetas
que creaste con tu aire seductor.


Anoche te vestiste de color,
mi diosa con fragancia de violetas.
Eres mito que cuentan los profetas
y la estrella que ahuyenta mi dolor.

Anoche el corazón inventó besos
y nuestro amor llegó a otro nivel,
y los sueños dejaron de ser presos.

Anoche brilló el sur en tu vergel;
donde tus besos llegan a mis huesos,
donde mis besos vibran en tu piel.

9 comentarios:

Juanjo dijo...

Le tengo un cariño especial a este soneto. Y es por eso que lo subo para compartirlo con las personas que se quieran adentrar en este lugar.

Es un soneto adolescente, un soneto propio de la inmadurez del amor, vacío de metáforas, vacío de complejidad. También les quiero invitar a un halago gigantesco que don Jorge del Nozal hizo en su blog precioso, recitándolo de viva voz. Si quieren apreciar como suena en la voz de un hombre que tiene el don para recitar versos, visiten: http://duendepoeta.blogspot.com.es/2011/11/anoche-mas-rimas-del-alma.html

Anoche, o lo que puede ocurrir durante la noche, o durante una noche entera. La noche, el tiempo donde los portales de los sueños se abren, donde la piel está más receptiva al cariño de los besos, de las caricias, de la sensibilidad. El tiempo ideal para perderse en el vergel de sur, tan llenos de azahar, tan claros en su intimidad. Un tiempo para perderse con la persona que hace latir tu corazón, con un mundo de besos que están deseando nacer y quedarse vibrando todo el tiempo posible en la esencia de cada uno de los enamorados.

Que pasen todos una buena noche.

Lua dijo...

Muy hermoso Juanjo tu soneto.
¡Felicidades!

Carla dijo...

Juanjo:

Muchas gracias por tu bello comentario dejado en mi blog, que me trae hasta tu bello rincón.

Me ha encantado descubrir este soneto en el que la noche se viste de luz y de amor, una noche transformada en besos, en caricias, haciendo vibrar las pieles desnudas desde el deseo y la pasión, y los sueños se visten de libertad y de vuelos, y las bocas húmedas se encuentran en el sendero de la piel.

Me quedo descubriendo más entradas, me encanta tu rincón.

Besos.

carlos dijo...

juanjo bellisimo soneto deseo que sigas progresando eres muy profesional saludos

Juanjo dijo...

Lua:

Gracias, Lua. Creo que de entre todos, este puede ser el más tierno y el más cómplice que he hecho. Cuando lo hice, recordaba lo que puede dar de sí una noche con una persona que te hace latir el corazón y éste fue el resultado buscando las rimas y los endecasílabos necesarios.

Un besito. Que tengas un día maravilloso y gracias mil por tus palabras y tu tiempo.

Juanjo dijo...

Carla:

Gracias, por pensar que merecía la pena emplear tu tiempo en leer la entrada. Y sobre todo por haberla interpretado tan bien, puesto que en tus líneas has dicho todo lo que el soneto sugiere. Opino que la vida no es un tiempo continúo, ni una línea recta, sino que son momentos que no tienen nada ver los unos con los otros. Por ejemplo, puedes pasar un tiempo increíble con una persona que ahora, en este momento, hace latir tu corazón y el aire de su aliento es seductor, y en su jardín es capaz de brillar un lugar por sí mismo. Y esos son los momentos que, en un momento dado, pueden darle sentido a la vida. Y debemos agradecer cuando tenemos la fortuna inmensa de poder vivirlos. Y por eso, lo titulé Anoche porque se refiere a un momento. Quizá hoy, no sea lo mismo. Aunque deberíamos esforzarnos un poco para que así fuera. Anoche fue un momento inolvidable, solo uno, irrepetible, y así he querido plasmarlo en una historia.

Debo decirte, que yo no tengo ni habilidad ni el buen hacer para tener un espacio tan bonito como este ^_^. Este lugar pertenece a una mujer maravillosa que tuvo la generosidad de ofrecerme participar aquí, aportando un granito de arena para hacerlo crecer. Todo el mérito de la decoración, del colorido, de la música, es de Kanet. Lo mío solo es la historias que llevan mi nombre abajo y que agradecen el honor inmenso de poder habitar un lugar tan bonito como los sentimientos en poesía.

Un beso Carla. Y mil gracias por tu tiempo y palabras. Por supuesto, me tendrás por tu casita cada vez que tengas una historia que contar, porque son maravillosas. Que tengas un día lleno de vientos propicios a tus deseos.

Juanjo dijo...

Carlos:

Yo también lo espero, seguir progresando y seguir teniendo alguna historia para contarla de esta manera tan hermosa. Me ha hecho gracia lo de profesional, amigo, pero créeme que aún me queda un mundo para hacer cosas que merezcan semejante adjetivo. Aunque tampoco sea mi meta ser “profesional”, me contento con recibir palabras como las que me dejáis aquí, por las historias que nacen de mi mundo particular.

Un saludo. Gracias por tu tiempo.

Elizabeth Bowman dijo...

Un soneto precioso y quizás el hecho de que sea escrito con mente y corazón adolescentes le confieran ese toque soñador que a menudo aquellos que nos tachamos de maduros debemos salvaguardar para que la vida no nos lo arrebate.

Durante la noche es cuando todos nuestros sueños se hacen realidad; las damas caprichosas se convierten en princesas y los sapos verrugosos se tranforman en príncipes soñados gracias a la magia de nuestro beso (o quizás ante el deseo o la necesidad de creer en la existencia de ese príncipe jejejeje). En fin, ya me estoy yendo de rama en rama...

Un soneto muy bonito, en definitiva, muy dinámico, fresco y cargado de esperanzas.

Un saludo a los dos y buen finde.

Juanjo dijo...

Elizabeth:

Tu comentario me ha parecido interesante porque abre una vertiente nueva sobre los fenómenos que pueden ocurrir en la noche. Aunque personalmente, creo que cualquier parte del día es tan bueno como el tiempo del cielo oscuro para que sucedan esos cambios que mencionas. Recuerdo un Cuento para pensar, de Jorge Bucay que finaliza así:

"Al menos así lo veía ella. Al menos así se sentía él"

Ranas, princesas, vampiros o náyades. Puedes ser lo que te propongas ser. Así te verán y así te sentirás.

El mensaje, no obstante, es más sencillo. Es una noche donde dos enamorados paran el tiempo y el espacio. Se sumergen en un jardín onírico, y solo existen ellos dos. El beso es el núcleo de la relación amorosa, vibrando en cada átomo vivo de ese jardín, que deja a los enamorados, un recuerdo inolvidable, como el primer amor, como el amor adolescente exento del conocimiento que lo debilita.

Gracias por tu tiempo y tus palabras. Que tengas una buena noche.

Un saludo cordial.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...