12 abril 2012

DESOLADOR Y DEPRIMENTE


Ahora mismo no hay nada,
no hay cielo ni tierra
que me de vitalidad
ni ganas de seguir.

Cuando ves que lo que has construido
con tanto amor se derrumba,
que mientras estás en racha
todo son buenos deseos,

Y que cuando te paras 
a tomar aliento
y bebes otros vientos,
la gente pasa sin verte,

Es desolador y deprimente,
intento ser valiente
pero quien me conoce
sabe que no puedo con ello.

La realidad es dura de aceptar
y cada año me doy de narices con ella,
no lo asimilo, no entiendo
esos procederes.

La misma lección se repite
una y otra vez
y no la aprendo,
no tengo la fuerza necesaria para ello.


(KANET)




LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...