14 junio 2011

SALE EL SOL



Meses, semanas, días,
una eternidad,
bien así lo parece,
uno pierde la noción del tiempo.

Porque uno y uno
no siempre son dos,
de tanto sumar
uno pierde la cuenta.

Ahora trás semanas 
sin verte,
que me han parecido
años.

Me duelen los ojos
de llorarte,
te fuiste sin mirar
atrás.

El miedo a perderte
hizo que no fuera yo misma,
me volvió ciega y sorda,
esperando lo que no iba a llegar.

Creí que era invencible,
que podía con todo
si te tenía conmigo,
¿Qué nos ha ocurrido?

Y después de la tormenta,
cuando menos te lo esperas
sale el sol
para dar calor al alma.

Llegan nuevos vientos
que barren lo poco que queda
de la recién terminada
borrasca.

Unos vientos suaves,
cálidos, susurrantes,
que me mecen con delicadeza,
esperando hacer mella en mi.

Se dibuja un nuevo horizonte,
por allá donde nace el sol
despunta una nueva aurora
que tiñe con suaves colores
mi existir.


(KANET)


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...