07 octubre 2011

LA NOCHE ME LIBERA



¿Qué tienes que enamoras?
¿Qué tienes que atrapas, que embelesas?
Como si de una tela de araña se tratara
en tus redes estoy.

Es cuando mejor se está,
así lo he comprobado,
el silencio como compañero,
mudo, evocador.

Solo oigo mis pensamientos,
mis sentimientos,
estos me hablan, me susurran,
yo les escucho, suelo hacerles caso.

Se respira paz, sosiego,
solo roto por el tic tac del reloj,
este avanza irremediablemente
y el nuevo día amenaza con nacer.

La suave brisa nocturna
entra por los ventanales abiertos de par en par,
es el aliento de nuestra esplendorosa
guardiana celestial.

La princesa argentada
que derrama su luz
sobre toda la esfera terrestre,
iluminando las almas que aún restan despiertas.

La noche, reina de las inspiraciones,
de las ensoñaciones aún despiertos,
pero de la enorme incertidumbre también,
ante tantas cuestiones que nos asaltan.

En el lento transcurrir de las horas,
todo cabe,
desde la alegría desbordada,
al desaliento más profundo.

Pero aún así no quiero dejar
atrás esas horas tan mías,
me agarro a ellas y 
araño segundos al tiempo que no tengo.

Ellas dan libertad
a mis dedos para crear,
algo que en el día me es negado,
y bajo su beneplácito me sumerjo.

Esto me gusta,
con esto me siento plena,
con esa sensación me quedo,
la noche me libera.


(KANET)





LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...