08 diciembre 2015

EL MAÑANA


Al calor de tu corazón me cobijo
soñando en el mañana,
en ese en el que no deberé salir
a enfrentarme con el mundo sola,
sabré que estás conmigo,
a cara descubierta
y con la mirada desafiante,
mirarás este mundo que todo lo juzga,
el que poco entiende
de las cosas del corazón ,
de todo lo que se sale de lo establecido
y sin embargo existe.
Al calor de tus brazos me acurrucaré
esperando el mañana,
un mañana luminoso, cálido,
que nos espera con los brazos abiertos
y la mente despierta,
indicándonos el lugar que nos toca ocupar...


(Kanet)


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...