08 marzo 2013

En el Día de la Mujer







Del vientre fecundo de la historia,
de su paridad umbilical,
despierta el hemisferio femenino,
alma mater de toda identidad.
Del matriarcado de la tierra,
de nuestro patrimonio original,
los hijos de este tiempo cosechamos,
el fruto de una gesta singular.
Del sudor, la sangre y la palabra,
unidos conseguimos alcanzar,
las faldas de sueños ancestrales,
utopía, esperanza y equidad.
Dulce aurora recibe los votos,
por la paz y futuro esplendor,
por la eterna primavera femenina
y el reinado feliz de su flor.
Entrañablemente,
Hugo Cuche Carvajal

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...