21 septiembre 2010

CUATRO ESTACIONES BY KANET


Primavera, la primera estación del año,
la que nos trae las bondades de la tierra,
donde todo reverdece y florece,
regalándonos sus frutos.

Viviendo nuestro día a día,
sembrando amor para recoger bondades,
con ello crecerán nuestras amistades,
cuyo fruto serán sus grandes corazones.

Verano, segunda estación del año,
llena de luz y color,
su intenso calor nos tiene un poco aletargados,
pero sus noches invitan a salir y divertirse.

La alegría de la vida pasa por esta estación,
donde todo se engrandece bajo su influencia,
sepamos quedarnos con su brillo y parte de su calor,
para futuras relaciones.

Otoño, tercera estación del año,
aún se sienten los efectos del verano,
aunque ya muy menguados, empieza la época de la muda,
transformación necesaria para los rigores que se avecinan.

De la alegría damos paso al sosiego,
a esa preparación para renacer fortalecidos,
renovados y mejorados,
creciendo de entre las adversidades.

Invierno, última estación del año,
riguroso, implacable,
donde todo resto profundamente dormido,
con la esperanza de un pronto resurgir.

El frío, las heladas, la ventisca,
acechan sin descanso nuestros corazones,
solo esa capa de bondad que nos envuelve,
da el calor suficiente para no sucumbir a sus efectos.

Cuatro etapas de nuestras vidas,
bien diferenciadas en un año,
en este caso nada físico y tangible,
apreciándose solo con los ojos del alma.


(KANET)


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...